WASHINGTON – El Departamento de Justicia anunció hoy que ha llegado a un acuerdo conciliatorio con Walter J. Willoughby Jr., M.D., Ltd. («Willoughby Ltd.»), un consultorio médico, cuya sede se encuentra en Las Vegas, Nevada. El acuerdo resuelve la determinación del Departamento que Willoughby Ltd. vulneró la ley de Inmigración y Nacionalidad («INA», por sus siglas en inglés) al despedir a una empleada con un vínculo laboral prolongado con base en su nacionalidad de origen mexicana-estadounidense.

«El despedir a una empleada a base de su nacionalidad de origen va en contra de los ideales de nuestra nación», afirmó Kristen Clarke, la Fiscal General Auxiliar de la División de Derechos Civiles del Departamento de Justicia. «Todos los trabajadores tienen el derecho de recibir un trato justo por parte de sus empleadores. La División de Derechos Civiles está comprometida a abordar la discriminación ilegal en todo tipo de lugar de trabajo».

La investigación del Departamento determinó que Willoughby Ltd. despidió ilegalmente a una empleada mexicana-estadounidense de alto desempeño con base en el prejuicio discriminatorio de sus colegas. Específicamente, después de que durante varios meses los colegas de la empleada la sometieran a comentarios y bromas derogatorios a base de su herencia mexicana, ellos inventaron una acusación falsa en contra de la empleada que invocaba los estereotipos de nacionalidad de origen para expulsarla del lugar de trabajo. En marzo de 2020, el consultorio médico avaló las acusaciones hechas por los colegas sin investigarlas, y con base en ellas decidió despedir a la empleada. La disposición antidiscriminatoria de la INA prohíbe que los empleadores que tienen de cuatro a catorce empleados despidan a empleados a base de su nacionalidad de origen. A los empleadores con quince empleados o más se les prohíbe incurrir en dicha discriminación conforme al Título VII de la Ley de Derechos Civiles de 1964.

Conforme al acuerdo, Willoughby Ltd. pagará una sanción civil a los Estados Unidos y le pagará $42,500 a la empleada afectada. Asimismo, el acuerdo requiere que Willoughby, Ltd. capacite a sus empleados en cuanto a los requisitos antidiscriminatorios de la INA, que revise sus políticas de empleo y que se someta a los requisitos de supervisión y declaración del Departamento.

La Sección de Derechos de Inmigrantes y Empleados de la División de Derechos Civiles es responsable de hacer cumplir la disposición antidiscriminatoria de la INA. Entre otras cosas, la ley prohíbe la discriminación con base en el estatus de ciudadanía y la nacionalidad de origen en los procesos de contratación, despido o reclutamiento o recomendación por comisión; las prácticas documentales injustas; las represalias o la intimidación.

Para aprender más sobre la labor de la IER y cómo conseguir ayuda, vea este vídeo corto. Aprenda más sobre cómo los empleadores pueden evitar la discriminación por motivos de estatus de ciudadanía en el sitio web de la IER. Aquellos aspirantes o empleados que creen haber sido discriminados por motivos de su estatus migratorio, ciudadanía o nacionalidad de origen en los procesos de contratación, despido, reclutamiento o verificación de la elegibilidad para trabajar (Formulario I-9 e E-Verify) o sujetos a represalias pueden presentar una denuncia. El público también puede llamar a la línea directa de la IER para trabajadores al 1-800-255-7688 (1-800-237-2515, TTY para personas con discapacidades auditivas); llamar a la línea directa de la IER para empleadores al 1-800-255-8155 (1-800-237-2515, TTY para personas con discapacidades auditivas); enviar un correo electrónico a IER@usdoj.gov;  inscribirse a un seminario en línea gratuito; o visitar los sitios web de la IER en inglés o español. Para recibir las últimas noticias de la IER, inscríbase a GovDelivery.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *